26 Noviembre 2020

La herencia de Diego Maradona: las propiedades que se dividirán entre sus familiares

La muerte de Diego Maradona despierta una situación legal que seguramente traerá tiempos difíciles para su familia.

La herencia de sangre de Diego Maradona indica que “D10s” tendría más de 10 hijos. Oficialmente, “el Diego” reconoció a sus Dalma y Gianinna, sus dos hijas mayores, su hijo Diego, quien vive en Italia y peleó durante décadas para ser reconocido, Jana, quien estuvo a su lado en los últimos meses y el pequeño Diego Fernando. También de modo oficial, Diego tenía cuatro nietos.

Entre la extensa lista de propiedades a su nombre, el astro futbolístico tiene el lugar que se considera “La Meca” de los maradonianos. La propiedad de La Paternal, ubicada en Segurola y La Habana, será una de las propiedades que deberán dividirse sus hijos. Otra casa que era propiedad de Maradona era la que generó grandes conflictos luego de su separación de Rocío Oliva, ya que la familia de la periodista vivía allí. Mucho más moderna es la casa que posee en Puerto Madero, cuyo monto también es millonario.

El exDT tenía a su nombre varios vehículos. Según se indicó, cuatro de ellos están en la Argentina, pero posee también dos de altísima gama en Dubai (un Rolls Royce Ghost, valuado en 300.000 euros, y un BMW, tasado en 145.000). Seguramente serán los abogados que se encarguen de su testamento (entre ellos su amigo Matías Morla), quienes organicen cómo se dividirá la herencia siguiendo el pedido de Diego.

Continuando con las joyas de Maradona, se puede nombrar el anillo de brillantes que recibió cuando estuvo en Bielorrusia, como representante del Dínamo Brest. La joya, que tiene un valor superior a los 300.000 euros, se convirtió en un su amuleto durante su paso por Gimnasia La Plata. También en Bielorrusia quedó una camioneta de lujo Overcomer Hunta, con chasis de fibra de vidrio y tanque de combustible de 100 litros.

Según indicó Infobae, Maradona también tenía varios contratos que deberán analizarse. Uno de ellos era con Konami (por el Pro Evolution Soccer), el técnico también tenía ingresos por su marca de indumentaria deportiva, las escuelas de fútbol China que poseen su nombre, sus inversiones en Cuba e Italia, y algunos enfrentamientos judiciales que todavía no se han resuelto.

Resta saber si se presentarán nuevos pedidos de paternidad ahora que el astro falleció, ya que actualmente había dos jóvenes que aguardaban ser reconocidos. La herencia maradoniana seguramente llevará años de conflictos y peleas.