30 Julio 2020

Alberto Fernández defendió el proyecto de reforma judicial: “El máximo tribunal está funcionado mal”

El presidente defendió el proyecto de reforma judicial, advirtió que el “problema no es el número de miembros de la Corte Suprema” y le envió un mensaje a la oposición.

Luego de presentar oficialmente el proyecto de reforma judicial, el presidente Alberto Fernández negó que pretenda ampliar la cantidad de miembros de la Corte Suprema de Justicia, pero advirtió que “actualmente el máximo tribunal está funcionando mal”. “Nunca hablé de cambiar la Corte. Yo siempre dije que el problema de la Corte no es el número de los miembros“, afirmó el jefe del Estado, en diálogo radial.

Y añadió: “Toda mi vida he dicho que el problema de la Corte no está en el número, con cinco miembros puede funcionar. Lo que sí digo es que así está funcionando mal. Con cualquier que usted hable le dice que la Corte está virtualmente paralizada”.

Con críticas al funcionamiento, cuestionó: “¿Ustedes saben que el 80% de las sentencias que dictan son rechazos que se ponen con una plancha que dice que por no ser sentencia definitiva no lo tratan, y saben que además, para poner esa plancha, el trámite demanda entre un año y medio o dos? Eso funciona mal”.

El mandatario rechazó la idea de que la vicepresidenta Cristina Kirchner lo haya presionado para impulsar la reforma. “¿Cómo alguien puede pensar que esto es algo impuesto por Cristina? Yo estoy indignado con lo que ha pasado en la Justicia en los últimos años”, afirmó. “Yo estoy intentando hacer un mejor sistema de Justicia en Argentina“, insistió.

En esa línea, remarcó su cambio de opinión sobre el juicio por jurados: “Creo que es más difícil que los medios influyan sobre once jurados que sobre un juez. Ya tengo constatado que sobre un juez influyen”.

Además, Fernández criticó la reacción de Juntos por el Cambio al proyecto oficial para revisar el funcionamiento de la Justicia y del máximo tribunal. “La oposición tiene todas las posibilidades de plantear sus pareceres sobre la reforma, ya que no se trata de una iniciativa establecida por un decreto de necesidad y urgencia. Estamos abiertos, porque lo único que queremos es que la Justicia funcione de otro modo”, sostuvo.

Qué plantea el proyecto que envió Alberto Fernández

La reforma judicial incluye un proyecto de ley para modificar los tribunales penales que se encargan de las causas de corrupción y la creación de un consejo consultivo que entre sus amplias facultades se abocará a evaluar la integración y el funcionamiento de la Corte Suprema.

Durante el acto de presentación se notó la falta de consenso con la que parte la iniciativa. No hubo representantes de Juntos por el Cambio, coalición que anticipó su rechazo, y de la Corte Suprema solo participó Elena Highton de Nolasco. Tampoco estuvo la vicepresidenta Cristina Kirchner.

Sobre el final de la entrevista, aclaró que su discurso “llamó a una reflexión a todos”. “Queremos que la Justicia funcione mejor, no queremos otra cosa. Se han dicho un montón de cosas y lo único que hicimos fue enviar un proyecto de ley, no cambiar con un decreto”, remarcó.